¿Soy víctima de maltrato psicológico?

Algunas alertas para identificarla

(Por MSc. Jacqueline Pérez Navarro, El Guardian) – El maltrato psicológico, es un tipo de violencia apenas detectable, suele ser sutil, invisible, casi imperceptible. Intermitente pero constante, y cuando se es consciente de ello es cuando los síntomas de sufrirlo empiezan a notarse. Se puede producir en diferentes contextos en el que dos o más personas se relacionan, tanto en la familia, en el trabajo, con amigos o con la pareja, lo que deriva en una gran dependencia emocional en quien lo sufre, de la mano de una lenta, pero segura destrucción de la autoestima de la víctima.

La desvalorización y la culpa son los protagonistas emocionales de un trabajo realizado por la persona victimaria.

Algunas alertas para identificar la violencia psicológica

En una relación disfuncional donde exista violencia psicológica, se produce una ausencia de equilibrio, una de las personas se sitúa por encima de la otra y toma el control de la relación, quedando la otra persona a la deriva, adoptando la sumisión y el sometimiento sin ser consciente de ello.

Chantaje emocional: a través de una serie de estrategias, principalmente desde el victimismo, la culpa y/o las promesas, invertirán la situación para conseguir lo que quieren de la otra persona con frases como: “tranquilo, usted disfruta, yo me quedaré aquí sola sin hacer nada”, “usted me ha provocado y por eso me he enojado tanto”.

TAMBIEN:  ¿Porqué Bad Bunny es el cantante que más escuchan los ticos?

Minimizar: ante los logros que consiga su víctima, ya sean laborales o profesionales, no valorará sus cualidades, ni reconocerá lo que haya conseguido, “ha tenido mucha suerte, ahora no se crea la gran cosa con tonterías, ya que puede perder la oportunidad”.

Control: intentará saber en todo momento donde está, con quién está y lo que hace la otra persona. Llevará un control exhaustivo de los horarios, llamando y/o escribiendo para asegurarse de ello.

Sumisión: poco a poco la propia opinión y las ideas de la víctima, pasarán a un segundo plano, conseguirá darle la vuelta y hacerle ver que no sabe de un tema, que lo que dice no es adecuado, corrigiéndole tanto en privado como en reuniones familiares, con amigos o con compañeros de trabajo, con frases del tipo: “usted de eso no sabe nada”.

Aislamiento: a medida que aumente el control iniciaran las restricciones de salidas individuales, de espacio personal, haciendo referencia a que no hacen cosas juntos.

Distorsión: la persona victimaria hará lo posible para dar a entender que todo lo que hace lo hace por amor. La manipulación será constante.

Culpabilización: ante cualquier contratiempo en su vida personal o en la relación, culpara a la otra persona con frases como: “esto que pasa, es por su culpa.

TAMBIEN:  Cuál es la edad ideal para crear un proyecto de vida

Pérdida de identidad: la persona se verá inmersa en situaciones en las que tendrá que permanecer muy alerta para no enojar a la otra persona, para que no la abandone, para que no reproche nada.

Insultos: las descalificaciones verbales serán frecuentes y suelen aumentar a medida que las relaciones avanzan, siendo los insultos directos una señal muy directa de la falta de respeto y del maltrato hacia la víctima.

Amenazas: pueden ser de muchos tipos, principalmente con el abandono, con hacerse daño a sí mismo, para fomentar la culpa y la sumisión en la víctima.

Relaciones sexuales: en las relaciones de pareja, suele pasar que la víctima puede perder el deseo por su pareja, aunque seguirá manteniendo relaciones sexuales por satisfacer a su pareja, por no perderla, enfadarla y demás.

Castigo: para fomentar la codependencia, cuando la persona victimaria crea conveniente castigará, ya sea con indiferencia, dejándole de hablar, generando una inestabilidad emocional aún mayor en la persona maltratada.

Dependencia: suele dar una relación de codependencia cuando esto ocurre en la pareja.

Inseguridad: La autoestima, el autoconcepto, la vida, todo se volverá inestable para la persona maltratada, aumentando las dudas sobre sí misma y sus inseguridades.

TAMBIEN:  Felicidad: Cómo construir el bienestar en pequeñas dosis

Salir de una situación de maltrato, suele ser difícil, porque el maltratador sabe cómo manipular a la víctima, por eso es importante aceptar la realidad, aunque cueste, y poder iniciar con ayuda psicológica, para tener la guía de un profesional experto en el área, para enfrentar situaciones, conocer otras, tomar decisiones y demás.

Redacción

El Periódico El Guardián tiene 10 años, pionero en el periodismo independiente. "El deber de un periodista es informar de manera que ayude a la humanidad y no fomentar el odio o la arrogancia" Ryszard Kapuscinski

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba