Sri Lanka y Costa Rica

Artículo Opinion

(Por Albino Vargas Barrantes para El Guardián) –  El pasado fin de semana se difundió (muy poco, por cierto, dadas las matrices ideológico-mediáticas dominantes por estos lados); que en el país asiático Sri Lanka (excolonia británica con el nombre de Ceilán), hubo una gran revuelta-rebelión popular con “asalto” incluido al palacio presidencial.

El mandatario tuvo que salir huyendo y se espera por estas mismas horas en que usted lee esto, que renuncie al cargo, aunque políticamente ya lo echó del poder el pueblo esrilankés mediante el uso cívico y multitudinario de la Democracia de la Calle.

Al buscar más información en fuentes alternativas (por supuesto), encontramos que la ira del pueblo trabajador de Sri Lanka, incluidas sus capas medias, presenta-expresa-resiente-rechaza elementos muy característicos a esa ideología extremista del “todo mercado”.

Los citamos seguidamente en orden arbitrario:

1) Manda la plutocracia con una clase política-elite corrupta a su servicio. 2) Concentración abusiva de la riqueza. 3) Sistema tributario corrupto y desigual. 4) Mercados financieros libérrimos. 5) Pobreza generalizada y capas medias asfixiadas. 6) Agro destruido. 7) Salarios de hambre, trabajo precarizado y alto desempleo. 8) Servicios públicos esenciales privatizados. 9) Corrupción desenfrenada. 10) Deuda pública imposible de pagar: unos 50 mil millones de dólares (monto muy parecido al de la deuda pública costarricense; pero aquí somos 5 millones de habitantes y allá son 22 millones).

TAMBIEN:  Don Nogui: 210 veces la cantidad de 6 mil millones de colones

Evidentemente no son todos estos los únicos elementos del estallido social en Sri Lanka.

Hay otros que tienen que ver con su historia política, económica y cultural; con la cuestión étnica, con factores religiosos; y hasta con asuntos geopolíticos en el plano regional.

Ahora bien,  lo que deseamos compartirles es que el estallido social de ese pueblo asiático nos llevó a pensar en el estado actual de Costa Rica; y, lamentablemente, releyendo los diez elementos arriba citados, no se puede dejar de establecer paralelismos en varias modulaciones e intensidades con la Costa Rica que nos dejaron los diez gobiernos del tripartidismo PLN-PUSC-PAC.

Costa Rica “huele a pólvora social”. El actual Presidente de la República, don Rodrigo Chaves Robles, sabe muy bien a qué nos referimos. Él mismo dijo en su mensaje de toma de posesión, que él representaba “la última oportunidad”.

*Escrito por Albino Vargas Barrantes,  Secretario General Asociación Nacional de Empleados Públicos y Privados (ANEP).

 

Si lo lees en El Guardián es importante para vos

 

Redacción

El Periódico El Guardián pionero en el periodismo independiente. "El deber de un periodista es informar de manera que ayude a la humanidad y no fomentar el odio o la arrogancia" Ryszard Kapuscinski

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba