Llegó a España la inyección contra el colesterol

Las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte en todo el mundo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), que también destaca que un tercio de los fallecimientos que provocan son prematuros porque se producen en menores de 70 años.

Llegó a España la inyección contra el colesterol

Dos de los factores de riesgo que más contribuyen a su aparición son la hipertensión y la hipercolesterolemia, por lo que prevenir o controlar los elevados niveles de colesterol y de presión arterial es clave para evitar las patologías cardiovasculares y sus consecuencias.

Ahora, el nuevo fármaco Inclisirán (Leqvio, por su nombre comercial), desarrollado por Novartis será financiado por la Sanidad pública en aquellos pacientes con enfermedad cardiovascular de mayor riesgo. Se espera que esté disponible a partir del 1 de noviembre y se administrará con dos inyecciones al año. Novartis señala que se trata del “único medicamento para reducir el colesterol que le administra su médico u otro proveedor de atención médica cada seis meses después de dos dosis iniciales”.

“El colesterol LDL es como el plástico, no podemos deshacernos de él. Por eso, es muy importante que tengamos mecanismos para poder disminuir el colesterol LDL circulante, porque es la causa la arteroesclerosis”, explica José Luis Zamorano, Jefe de Cardiología del Hospital Ramón y Cajal, en declaraciones a la Sexta.

TAMBIEN:  Partido holandés pro-agricultores ganó a lo grande en elecciones provinciales

Este nuevo tratamiento inyectable permite que con solo dos pinchazos al año se reduzca de manera sostenida el colesterol LDL hasta un 54% en los pacientes con una enfermedad cardiovascular. “Una de las ventajas es que se administra con una inyección subcutánea dos veces al año, es decir, cada 6 meses, aprovechando que el paciente viene a la visita médica”, añade Zamorano.

La presidenta de la Asociación de Riesgo Vascular y Rehabilitación Cardiaca de la Sociedad Española de Cardiología (SEC), la Dra. Rosa Fernández Olmo, “inclisirán es un tratamiento innovador comenzando con el propio mecanismo de acción, ya que va a ser la primera vez que se utilicen terapias con ARN –como la utilizada en las vacunas contra el COVID– en la prevención cardiovascular, permitiéndonos un abordaje novedoso de nuestros pacientes con enfermedad cardiovascular (ECV).

Su posología representa una revolución, con potencial para convertirse en nuestra aliada en el tratamiento de aquellos pacientes que han sufrido previamente un evento, obteniendo así una mejora en la adherencia sin perder la oportunidad de reforzar la necesidad de seguimiento del paciente en los programas de prevención cardiovascular coordinados desde las unidades de prevención y rehabilitación cardíaca con atención primaria”, según sus declaraciones recogidas por IMMÉDICO.

TAMBIEN:  Continúa la erupción volcánica en la isla española de La Palma

En qué consiste la “vacuna” anticolesterol y para quién está indicada

Leqvio también está aprobado por la Agencia Europea del Medicamento (EMA) que explica que “inclisirán, el principio activo de Leqvio, interfiere con el ARN (material genético) para limitar la producción de PCSK9, una proteína que puede aumentar los niveles de colesterol LDL (colesterol ‘malo’). Al prevenir la producción de PCSK9, Leqvio ayuda a reducir los niveles de colesterol LDL”.

El medicamento está indicado y financiado en pacientes de alto y muy alto riesgo como adyuvante a la dosis máxima tolerada de estatinas y es necesario que lo prescriba un médico. Un profesional sanitario administrará el fármaco dos veces al año mediante una inyección subcutánea. La segunda se pone a los tres meses de la primera y, después, el tratamiento ha de mantenerse con una inyección cada seis meses.

Leqvio se usa junto con la dieta y estatinas (medicamentos para reducir el colesterol) en adultos con elevados niveles de colesterol en sangre, una afección que se conoce como hiperlipidemia primaria (incluido un tipo de colesterol alto llamado hipercolesterolemia familiar heterocigótica [HeFH]) para reducir la lipoproteína de baja densidad. (LDL-C) o colesterol “malo”.

La farmacéutica ha destacado que en los ensayos clínicos ha demostrado reducir un 50% los niveles de colesterol malo y mantenerlo bajo durante seis meses. Estos resultados se basan en un estudio en el que 1.561 pacientes con enfermedad cardiovascular aterosclerótica estaban tomando una estatina máximamente tolerada con o sin otro tratamiento para reducir el colesterol, además de Leqvio (781 pacientes) o un placebo (780 pacientes). Los niveles de colesterol se midieron al inicio del estudio y se compararon con los niveles de colesterol 17 meses después. El 60% de los pacientes tenían 65 años o más. Leqvio también se estudió en un ensayo clínico similar de 1.617 pacientes con resultados similares.

TAMBIEN:  13 carnés falsos de manipulación de alimentos decomisados en feriales de Zapote y Curridabat

Respecto al precio real del tratamiento, en Estados Unidos cuesta alrededor de 3.000 dólares por dosis, mientras que en España se estima que costará unos 5.000 euros por paciente y año, aunque depende de los acuerdos a los que haya llegado el Ministerio de Sanidad con la farmacéutica que lo comercializa, que no se hacen públicos.  Fuente

Más noticias en El Guardián

Redacción

El Periódico El Guardián pionero en el periodismo independiente. "El deber de un periodista es informar de manera que ayude a la humanidad y no fomentar el odio o la arrogancia" Ryszard Kapuscinski

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba