Hacia una Costa Rica posible en el Siglo XXI

Hacia una Costa Rica posible en el siglo XXI. Cuando  se pierde la confianza y la credibilidad en los dirigentes políticos, empresarios ligados a la corrupción y la administración.

De algún modo en la sociedad en general, se empieza a vivir un estado mental de desesperanza y angustia cada vez más peligroso. Es necesario entonces, acudir con urgencia a la búsqueda de las causas de tal situación y sus posibles soluciones. Es una situación similar, cuando se presenta la enfermedad en una persona.

Así, o se atiende el problema de salud desde sus causas y se busca la medicina que alivie y cure la enfermedad, o se corre el riesgo de agravar o morir si no se soluciona el problema de salud. En política, la situación no es menos grave, pues un mal social derivado de decisiones políticas incorrectas, corruptas, o no tomadas en cuenta a tiempo por falta de capacidad y conocimiento en los que gobiernan, es como el anticipo del colapso fatal de la sociedad en general.

Ahora bien, pienso que en el caso de Costa Rica el mal no es difícil focalizarlo. El mal o la enfermedad proviene de los políticos incapaces que nos han venido gobernando de un tiempo para acá con sus malas  prácticas políticas al estilo La silla del Águila. 

TAMBIEN:  Fiscalía atenta a medidas contra Sacerdote Víquez

Esta es una obra de Carlos Fuente escritor Mexicano que nos pone en contexto en una realidad futurista muy parecida a la actual aunque se dio a la luz su publicación en el 2003 tiene gran vigencia en 2021 valdría la pena que los interesado en la política lean esta obra. Así, pues, sí sabemos que la descomposición social tiene que ver con esa decadencia política de comentario, lo prudente y oportuno es iniciar un proceso de cambio inmediato.

HACIA EL PAÍS QUE QUEREMOS desde el seno de familia y la sociedad.

Definido el problema, procede entonces solucionarlo y consecuentemente tomar las medidas respectivas. En primer término lo que debe hacer la sociedad civil es romper con los estereotipos creados alrededor de los políticos tradicionales, a quienes normalmente se les apoya con fundamento en una tradición, ya sea de familia o de grupos sociales con afinidad a un partido político, por lo general, de origen caudillista a los que se les atribuye cualidades y méritos no siempre acreditada su realización o sus beneficios.

Así, rompiendo con esos estereotipos se puede pensar en la existencia de otras opciones que beneficien a la sociedad de manera más real equitativa y efectiva. Desde ésta perspectiva se hace necesaria la formación y escogencia de líderes políticos nuevos de comprobada capacidad política y compromiso con el pueblo para gobernar el país sin corrupción ni favoritismo. Es necesario, entonces, con el apoyo de la tecnología, empezar con convocatorias para tal fin por parte de los propios vecinos de las comunidades en todo el territorio nacional.

TAMBIEN:  Controlador aéreo le pidió por frecuencia al Presidente Vacunarlos para evitar crisis

Son las mismas comunidades las que organizadas por las personas más activas y conscientes de sus problemas y necesidades deben sugerir a sus líderes locales, a efecto de lograr soluciones reales y posibles. En esa fragua de liderazgos surgirán lo nombres de las mejores personas sencilla comprometidas con el pueblo para gobernar un país.

Así mismo, saldrán las ideas más idóneas para estructurar un verdadero plan de gobierno nacional por consenso con el pueblo. Esa legitimidad necesaria para poder ejercer un buen  gobierno debe brotar de las propias bases comunales que recoja el sentir de los distintos sectores sociales. Es cuestión de organización y capacitación ciudadana para obtener una elevada consciencia del individuo respecto a valores fundamental y dispuesto a participar en los temas de su interés y de la comunidad. Los liderazgos bien formados y conferidos por los grupos sociales locales o comunitarios, más temprano que tarde estarán reclamando su espacio en los
principales foros e  instancias de la vida institucional del país.

EN RESUMEN: Formación de liderazgos comunales y nacionales, que fragüen desde sus bases, la estructuración de un ambicioso plan de gobierno de salvación nacional con la incorporación en el mismo de las mejores ideas derivadas del consenso de los distintos sectores sociales y el soberano pueblo, permiten concluir, que se encontrará la solución a la crisis económica, política y social de ingobernabilidad que hoy vive el país. Esto es, se logrará así, avanzar a la Costa Rica posible. Con Todos por Costa Rica y lograr recuperar la imagen de nuestro país y seguir siendo Ejemplo antes los Ojos del Mundo.

TAMBIEN:  Porqué no eliminar pensiones de lujo. Ser más Papistas que el Papa

Escrito por el Lic. Hermez Ismael González Álvarez. Abogadosddhhcostarica@gmail.com

Redacción

El Periódico El Guardián tiene 10 años, pionero en el periodismo independiente. "El deber de un periodista es informar de manera que ayude a la humanidad y no fomentar el odio o la arrogancia" Ryszard Kapuscinski

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba