Fútbol del recuerdo: Mala noche para David Guzmán se asemeja a lo vivido por Randall Row en 1999

David Guzmán vivió el pasado domingo un clásico del buen fútbol bastante inusual. Logró un golazo desde fuera del área, empate parcial para el equipo morado, tuvo un error en defensa para adelantar al equipo florense en el marcador y salió expulsado al minuto  37 del segundo tiempo. Una situación como estas se vivió en el Ricardo Saprissa hace 22 años.

David Guzmán, del cielo al infierno

El “loco” Guzmán tuvo un partido atípico contra el Club Sport Herediano. El mediocampista morado logró al minuto 32 del primer tiempo el marcador en Tibás con un trallazo desde fuera del área que terminó en el ángulo superior de mano derecha del arquero Bryan Segura del equipo florense.

Pero luego de ese golazo de artista, el morado se resbaló y dio un mal pase que aprovechó Yeltsin Tejeda para darle el pase a Jonathan McDonald para adelantar al Team en el marcador. Por cierto, regresa McDonald a la anotación frente al Deportivo Saprissa.

David Guzmán logró un doblete al minuto 57 del tiempo corrido y así empatar nuevamente el marcador. A pesar de eso  al 77 “el loco” perdió la cabeza y le dio una patada a Orlando Galo frente al árbitro saliendo expulsado. Dos goles y dos errores, así terminó su partido.

Randall Row también lo vivió

En la temporada 1999-2000 el primer partido del Santos de Guápiles, benjamín del fútbol nacional en esa época fue contra el campeón nacional vigente el Deportivo Saprissa. El monstruo venía de dos títulos consecutivos y quería el tricampeonato. Difícil reto para el equipo guapileño en su primera presentación en la máxima categoría.

TAMBIEN:  Marcel Hernández: ¿Alajuelense o Cartaginés? ¿¡Quién se lo queda!?

El partido se les puso cuesta arriba muy rápido de la mano del defensor Randall Row, que con una cabezazo fulminante abrió el marcador para los locales al minuto 3 del primer tiempo. Trece minutos después de la apertura del marcador el defensa morado anota en propia puerta para el empate momentáneo de los santistas.

El encuentro terminó antes ese día para Randall Row, que salió expulsado, dejando a su equipo con 10 jugadores y abajo en el marcador.

Dos juegos muy extraños para sus protagonistas, Randall Row y David Guzmán que con 22 años de diferencia, son parte de la historia del fútbol nacional.

César Gutiérrez Fallas

Publicista. Licenciado en Periodismo Deportivo. Lic. Producción Audiovisual. Productor en Producciones Clandestinas. Siempre aprendiendo y creciendo.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba