Banda usaba a sus hijas para grabar porno

Tres detenidos, 2 de ellos en Panamá

Este jueves 03 de Febrero, a través de una operación internacional, la Policía de Panamá y la Policía Profesional de Migración, bajo la dirección funcional de la Fiscalía Adjunta Contra la Trata de Personas y el Tráfico Ilícito de Migrantes (FACTRA), desarticuló una banda criminal transnacional dedicada al delito de la trata de personas con fines de explotación sexual de personas menores de edad (PME), detectando así a cinco víctimas menores de edad de nacionalidad panameña.

Banda detenida, un tico y dos panameños

La investigación inició en el mes de diciembre de 2021, ante una denuncia recibida en el Ministerio Público de Panamá con la coordinación de la oficina Homeland Security Investigations. A raíz de la denuncia, la Policía de Panamá y la Gestión de Investigaciones, de la Policía Profesional de Migración Costa Rica, iniciaron las diligencias de investigación correspondientes.

En las acciones policiales binacionales realizaron un total de 11 allanamientos de forma simultánea, 4 de ellos en Costa Rica y 8 en Panamá, así como la detención de 3 personas, 2 de ellas en Panamá. En territorio costarricense lograron la detención de un costarricense apellidos Ulate Picado, durante los allanamientos realizados en Barrio San Jorge de Paso Canoas, en el residencial El Sahino de Laurel, y dos allanamientos más en un taller mecánico ubicado en Laurel de Paso Canoas, propiedad de Ulate Picado y de una vivienda cercana al puesto de control del Servicio Nacional de Fronteras (SENAFRON) de Panamá, en Laurel, Paso Canoas.

TAMBIEN:  Más de 120 réplicas tras sismo de la madrugada

Las operaciones de la banda criminal se establecían en Paso Canoas, Corredores, Puntarenas, y Panamá; la misma se integraba por cinco personas, dos miembros operando desde Costa Rica: el líder Ulate Picado, se encargaba de coordinar con las miembros de nacionalidad panameña, el cruce de frontera y el ingreso a Costa Rica. Las víctimas eran trasladadas desde suelo panameño al límite fronterizo entre Costa Rica y Panamá, sitio en el cual Ulate Picado, esperaba, recibía y trasladaba a las víctimas, hacia el taller mecánico o a una vivienda ubicada en Corredores, ambos sitios allanados, donde se realizaban los abusos sexuales de las personas menores de edad y se grababa material con contenido pornográfico.

El líder contactaba a los demás miembros que operaban en Panamá, quienes ofrecían a sus propias hijas y sobrinas para realizar la grabación del material pornográfico. Además, estas mujeres contactaban a otras madres de personas menores de edad en suelo panameño, en su mayoría de escasos recursos económicos, para reclutar a las víctimas para fines sexuales, utilizando el abuso de poder y su figura de autoridad como madres para someter a sus propias hijas a los actos de explotación sexual a cambio de una remuneración económica, la cual rondaba entre los treinta a cien dólares, atentando contra los derechos, integridad física, psicológica y emocional de las víctimas de este delito.

TAMBIEN:  Nicaragua permite que 120 de los suyos ingresen a su país

“A través de esta operación se resalta el trabajo binacional realizado en total coordinación y colaboración con la Policía de Panamá, en función de la desarticulación de esta organización criminal, pero, sobre todo, el rescate y la protección de las personas menores de edad, víctimas de este delito, en una acción inmediata de investigación, análisis y trabajo conjunto” resalta comandante Alonso Soto, subdirector de la PPM.

El ahora imputado será presentado en los Tribunales de Justicia de Corredores y enfrentarán cargos por el delito de Trata de Personas con Fines de Explotación Sexual. Este delito se sanciona en el artículo 172 de la ley Nº 4573, Código Penal de Costa Rica, la cual tiene una pena de prisión de 8 a 16 años con agravantes, en los cuales resaltan que las víctimas son menores de edad y fueron tratadas por las madres, siendo estas familiares en primer grado de consanguinidad. No se descartan más detenciones en relación a este caso.  Fuente: Prensa Policía Migración.

Lea más noticias en El Guardian 

Redacción

El Periódico El Guardián pionero en el periodismo independiente. "El deber de un periodista es informar de manera que ayude a la humanidad y no fomentar el odio o la arrogancia" Ryszard Kapuscinski

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba